sábado, 23 de abril de 2011

Pan preñao

Nota: Las fotos relativas a esta entrada las subiré cuando vuelva a Alemania, que las tengo allí. no las hice cuando hice la receta que aquí os presento, sino otro día que hice pan relleno en Córdoba, así que no se corresponden EXACTAMENTE, pero como sois gente muy lista, pues os hacéis una composición mental.

No, no quiero decir "m'han preñao", aunque lo parezca por mi oronda figura, si no Pan Preñao, y eso ¿a qué viene a estas alturas de la vida? Pues a que esta semana estoy en Córdoba, ayer conocí a mi sobri Pablito (que mi tía dice que se parece a mí; pero es muy guapo, así que definitivamente no, no se parece a mí) y tuve día familiar (ya escribiré sobre eso otro día).
Y ¿cuál es una de las cosas familiares que más echo de menos en Alemania? Pues el pan preñao que hace mi madre; así que en la barbacoa del finde pasado lo intenté emular (a mi manera, claro, que ella tiene Thermomix y sigue esa receta para el pan, pero yo no tengo, así que la hice a lo tradicional) y aquí os dejo la receta. Además estoy escaneando un par de libros y tengo que hacer algo endemientras, que si no, me aburro.

Las cantidades son, evidentemente, aproximadas y son para dos panes, uno de pescado y otro de embutidos (también hay otra versión vegetariana, pero de esa no me acuerdo cómo es, así que no la pongo).

Ingredientes
Para el pan

· Unos 600-700 grs. de harina (aviso para principiantes: hay diferentes tipos de harina, no me vayáis a usar harina de freir o de reposteria).
· Un dado de levadura fresca (hay quien usa la de polvos, pero con la fresca va mejor).
· Media cucharadita de azúcar.
· Una cucharadita de sal.
· Agua tibia (ni fría, ni caliente)
· Aceite
Para el relleno (pescado)
· Salmón ahumado (un par de sobres)
· Atún (sin miserias, que no falte)
· Quesitos
· Anchoas (yo no encontré, así que no le puse la semana pasada, no es un drama si no le ponéis)

Para el relleno (carne)
· Jamón
· Lomo
· Quseo en lonchas
· Pepinillos, aceitunas, alcaparras o algún encurtido (como a mí no me gustan, pues no le puse, pero la receta original sí que tiene)
· Panceta o bacon en lonchas (tampoco tenía, así que no le puse)

Preparación
Pan
Echamos la harina y la sal en una ensaladera (si os gusta el pan soso, pues no lo echéis sal). Aparte, en un vaso con agua tibia (si el agua está fría, la levadura no se disuelve; si está caliente, la levadura se muere, porque os recuerdo que la levadura es una bacteria y que las bacterias son seres vivios) y el azúcar disolvemos la levadura (el azúcar no es para dar sabor, sino para que potenciar el efecto de la levadura. Versión niños de parvulitos: la levadura es un ser vivo y necesita comer, el azúcar es su comida para que se ponga grande y fuerte y pueda con la harina).

Cuando la levadura esté disuelta echamos la mezcla en la ensaladera con la harina y la sal y mezclamos con una cuchara de madera o con las manos empapadas en aceite. Si vemos que hace falta, podemos echar más agua (repito: agua tibia). Mezclamos hasta que se quede hecha una masa que casi no se pegue. Cubrimos la ensaladera con papel transparente si tenemos o con un paño de cocina, si no tenemos papel transparente y esperamos sobre una hora a que doble su tamaño (si sólo queremos hacer pan, sin preñarlo, tenemos que esperar más tiempo, porque mientras lo vamos preñando, la levadura sigue trabajando, y ese tiempo se lo tenemos que dar durante el reposo).Relleno
Encendemos el horno a unos 200 ºC para que se vaya calentando (para el pan, el horno tiene que estar muy caliente, por eso lo vamos precalentando ya).

Dividimos la masa en dos, cada una de las mitades va a ser para cada uno de los panes.

Échamos aceite sobre la mesa/poyo/encimera/superficie en la que vayámos a trabajar y nos lo echamos también las manos para que la masa (que es muy puñetera) no se queda pegada por todos los rincones de nuestra cocina y de nuestra anatomía.

Extendemos la masa, pero que no quede muy fina, algo más grande que un folio y ponemos la primera capa de comida (salmón en un caso, jamón en el otro), eso lo cubrimos con la segunda capa de comida (atún abundante en un caso, lomo quizá no tan abundante en el otro) y luego le echamos el queso (quesitos en un caso, queso en lochas no enteras sino en tiras en el otro).

Nos tienen que quedar los bordes libres, sin relleno. Si la masa ocupa algo más que un folio, que el relleno ocupe algo menos que un folio.
Como es rectangular, lo vamos enrollando por la parte estrecha (es decir, que al final la longitud que nos queda es la parte estrecha del folio, no la parte ancha). Conforme vamos enrollando, vamos metiendo los bordes, para que el relleno no se nos salga por ahí luego en el horno. Cada vez que damos una vuelta, ponemos una tira de anchoas en un caso, de pepinillos en el otro; hay que tener cuidado porque tienen mucho sabor y pueden matar el sabor de los otros ingredientes.

Cuando ya hemos enrollado los dos panes, los pinchamos con el cuchillo para que hagan chimenea; el agujero que no sea superficial, tiene que llegar hasta abajo del todo.


A estas alturas el horno ya estará lo suficientemente caliente. Ponemos los panes sobre papel de hornear (de ese marrón o blanco, depende de la marca) y al horno hasta que esté doradito.

Cuando esté listo, lo sacamos, dejamos que se enfríe, y lo cortamos a rodajas.

¡Que aproveche!

7 comentarios:

marta dijo...

ñam, ñam...

Miguel Sánchez Ibáñez dijo...

Jarl, qué bueno, por Dios. Una razón más para ir a verte, a Germany, a Córdoba o a Parla, si se tercia.

mortiziia dijo...

Nene, ¿y las fotos? ¡Sin foto no nos lo creemos! (A ver si sale este comentario, que últimamente blogger me tiene tirria y me da error en todo lo que intento comentar).

Antonio dijo...

Menos mal que me lo has recordado, que ya no me acordaba.
Y es verdad que el comentario de Skype no lo veo por ningún lado del blog, pero al menos em llegó al correo.

Morti dijo...

Así sí. Yo soy aficionada a hacer pan, pero bollos preñaos no he hecho nunca; si te pasas por NY State, tienes mi horno, mi atún de $3,59 la lata y mi paladar a tu disposición.

Antonio dijo...

¿Volver a Nueva York? No me lo digas dos veces, aunque en principio me quedo otro añito mñas por estos lares, a partir de julio de 2012 ya veremos a dónde a me lleva el viento

Mari dijo...

Eres una caja de sorpresas!!!!! Venga, que te quiero aquí ya, eh???